We Are Santa Ana
 
IMG_0717.jpg

¡Las tierras de la comunidad deben permanecer en manos de la comunidad! 

 

Somos vecinos, familias, pequeñas empresas y defensores locales de Santa Ana reunidos para exigir que el desarrollo se lleve a cabo por la comunidad y para la comunidad. 

Únase a nosotros para asegurarse de que el nuevo desarrollo corporativo no empuje a nuestros residentes de largo plazo fuera de Santa Ana y cambie nuestros vecindarios para siempre.

¡Agrega tu nombre aquí!

Nombre *
Nombre
IMG_5509.JPG

¿Qué es la gentrificación en Santa Ana? 

El desarrollo corporativo está cambiando el aspecto de nuestra comunidad. Trae inquilinos nuevos y de mayores ingresos a nuestros vecindarios, elevando los alquileres y colocando a miles de familias trabajadoras, a menudo personas de color, en riesgo de desalojo y falta de vivienda. Este es el aspecto de la gentrificación, y está amenazando la identidad de nuestra comunidad. 

 
Renters - 104.JPG

Pero nosotros somos Santa Ana. Somos fuertes, y podemos solucionar esto.    

Desde La Calle Cuatro hasta Noche de Altares, Santa Ana tiene una rica historia y una clara cultura latina. Nuestra comunidad es excelente porque nosotros la hemos hecho excelente. No permitiremos que nuestra diversidad y nuestro carácter desaparezcan en nombre del desarrollo. El desarrollo debe agregar, y no restar, a la próspera comunidad que hemos construido. 

Tenemos una visión para el futuro de Santa Ana que acoge el crecimiento económico y al mismo tiempo protege a los antiguos residentes que han convertido a nuestra comunidad en el lugar que conocemos y amamos. Y estamos listos para trabajar juntos con los líderes de nuestra ciudad para darle vida a esta visión. 

 
 

Tenemos un plan.

 

Hay soluciones que ponen en primer lugar a la comunidad y que podemos comenzar hoy.  

1. Colocar los lotes públicos vacíos en un Fideicomiso de Tierras Comunitarias, donde los residentes pueden decidir cómo usar el terreno público. 

2. Crear una Ordenanza ordenando que todo nuevo desarrollo incluya voces comunitarias en el proceso de planificación y beneficie directamente a los residentes existentes con trabajos, viviendas asequibles y parques y espacios comunitarios. 

3. Establecer protecciones de sentido común que controlen las alzas de alquileres y prevengan desalojos injustos. 

Juntos, dimos el primer paso y creamos un Fideicomiso de Tierras Comunitarias: una organización sin fines de lucro con un consejo formado por residentes y grupos comunitarios que determinan juntos cómo desarrollar terrenos públicos, que el gobierno local dona o vende al Fideicomiso a un costo reducido. En lugar de promotores privados con fines de lucro, creemos que corresponde a la comunidad de Santa Ana decidir qué necesitan nuestros vecindarios. Estamos trabajando con el Ayuntamiento ahora para incluir algunos de los más de 90 lotes públicos vacíos a la venta en Santa Ana en el Fideicomiso. 

En nuestra visión de Santa Ana, nosotros tenemos voz en los cambios que ocurren en nuestros vecindarios. ¿Se unirá usted a nosotros?